30/11/2019MUNICIPALIDAD

“Esta Municipalidad termina mejor que como la recibimos nosotros”.

Declaraciones del Intendente Roberto Palacio en conferencia de prensa.

Fue otro de los temas abordados el viernes en la conferencia de prensa que brindó el Intendente Palacio en su despacho. Se centró en el resultado económico de la Municipalidad de Coronel Suárez.

“Queremos llevar la tranquilidad y desmentir algunos dichos que se están produciendo a lo largo de todos estos tiempos, que lo único que hacen es llevar intranquilidad a la gente, no decir la verdad. En principio nos están tratando como que faltamos a la verdad, que somos mentirosos. Cuando tenemos números que son reales. Y lo esencial es que esta administración va a entregar una Municipalidad en mejores condiciones que lo que se recibió. Vamos a entregar una Comuna mejor a como la recibimos nosotros”, dijo el Jefe Comunal.

Dijo Palacio que, actualmente, la Municipalidad cuenta con “80 empleados menos que como la recibimos. La masa salarial que se pagaba hasta 2015, cuando la recibimos, era del 75% de los gastos. La actual es del 74%. Y lo que se comenta, del déficit, diciendo cifras de 200, 300 millones, en realidad no es tal. Ayer estábamos en 91 millones de pesos”.

Recordó que “el déficit que nos dejaron respecto al presupuesto, teniendo en cuenta el 4,5% del total del presupuesto, más las deudas contraídas por lo de Neonatología, por el leasing y demás, que tuvimos que pagar a lo largo de todos estos años, eso nos lleva a un total del 11% del déficit. Nosotros no vamos a llegar a esos guarismos. Entonces, en definitiva, estamos dejando una mejor Municipalidad que la que habíamos recibido”, dijo el Intendente Palacio, y agregó: “queremos aclarar todo esto y desmentir todas estas versiones que están circulando, y desmentir que esa Municipalidad que dicen que van a encontrar no es tal”.

Los números en relación a la economía municipal. Hoy la deuda flotante es de 32 millones de pesos.

En este punto de la conferencia de prensa participó la Contadora Silvana Weimann, Secretaria de Hacienda, quien indicó que “estamos haciendo las estimaciones; como se sabe, el último mes y medio falta todavía cerrar. Calculamos que vamos a rondar entre un 10 o un 10,5% de déficit.

Igual, hay que terminar de cerrar los números, que se van moviendo todos los días, es una realidad”.

Dijo que “se escucha hablar que hoy la deuda flotante es de 300 millones de pesos. Hoy la deuda flotante asciende a 32 millones de pesos”.

En relación a lo que pasó en el 2015, cómo encontró la Municipalidad la administración Cambiemos, “en ese año fue un déficit de casi 15 millones de pesos, con un presupuesto de 350 millones de pesos. Es decir, un 4,3 o un 4,5 %. El leasing, que esta administración pagó en su totalidad, durante el año 2016, 2017, 2018 y un saldo en el 2019, fue de 24 millones más. Es decir, el leasing no se registra contablemente, porque es un alquiler con opción a compra. No se registra como deuda flotante, pero fue un compromiso que hubo que pagar. Recordamos una primera reunión que tuvimos en el 2015, en el Ministerio de Economía, donde fuimos a pedirle al Ministerio que por favor no nos debitaran las primeras cuotas del leasing –la Neonatología se había contratado en octubre- porque no teníamos posibilidades de pagar los salarios. Fue por eso que lo pagamos en cuotas, el sueldo de diciembre de 2015, y no había manera de demorar ese pago. La Municipalidad tiene continuidad jurídica, nosotros nos hicimos cargo, pagamos todo el leasing completo. No sólo era de la Neonatología y las ambulancias, sino que había que pagar un leasing de Servicios Públicos y uno de Vialidad. Todo eso, si bien no está reflejado en el ejercicio, fueron deudas que nosotros no contrajimos y, sin embargo, como corresponde, pagamos. Todas esas deudas no nos permitieron contratar otros leasings, porque nos limitaba esta deuda”.

En torno a la afectación del personal, cuando se entrega la Municipalidad con 80 empleados menos, indicó que “el trabajo que se hizo es simple. Nosotros recibimos un acta de transmisión, donde los empleados eran 1.566, menos 19 contratados de los talleres, que son lo que llamamos horas cátedra, daba un neto de 1.547. La liquidación del 31 de octubre nos da un neto, sin horas cátedra, de 1.467 empleados, son 80 menos, exactamente”.

Explicó la Contadora Weimann que “uno da una información, piden una evolución del pasivo, que da 90 millones, de los cuales hay una parte de cuenta corriente de terceros. Es una cuenta corriente, donde la Municipalidad tiene la obligación de guardar los importes de IPS, IOMA y retenciones, que después la coparticipación va restando. Porque tiene que existir una garantía, si por alguna cuestión la coparticipación no entra, el Municipio tiene que tener la plata para pagar esas retenciones. Entonces, está reflejado en el pasivo la deuda, porque todavía no se pagó, pero por el otro lado, está garantizado con una cuenta corriente bancaria, con esos mismos fondos. Hoy, esa cuenta corriente tiene 44 millones de pesos. Dentro de este pasivo de 91 millones figuran los 44 millones de terceros, pero bancariamente están en una cuenta, es decir, es un pasivo que paga con un activo”.

Consultada la Secretaria de Hacienda en torno a si están los fondos para pagar los sueldos de diciembre y el medio aguinaldo respondió que “todavía no. Lo que hicimos para poder pagar con tranquilidad hoy, habíamos elevado un proyecto de ordenanza al Concejo para hacer utilización de fondos afectados, para terminar de pagar bien los sueldos de noviembre, que se están abonando este sábado. Obviamente, que hay muchos ingresos pendientes, durante el mes de diciembre. Los fondos de coparticipación de diciembre van a seguir ingresando, las tasas se van a seguir cobrando. Estamos gestionando una deuda que hay con PAMI bastante importante, que ha dejado de pagar, por lo que estamos tratando de que ingrese. Y con eso, en todo caso, algo van a tener que poder pagar. La misma herramienta que utilizamos nosotros la tiene también el Ejecutivo que ingresa. Estamos haciendo uso de un artículo del decreto Rafam que nos lo permite. Es lo que tuvimos que hacer nosotros, cuando ingresamos en el 2015”.

Agregó el Intendente Palacio que “fue la única vez que tuvimos que desdoblar el pago de sueldos y aguinaldos, porque durante toda la gestión se ha pagado en tiempo y en forma los salarios de los empleados municipales”.