13/11/2021EDUCACION

Ya está abierta la inscripción para el ciclo lectivo 2022 del Jardín de Infantes N° 914 “Cumelén”

La entidad educativa de nivel inicial, que se ubica en la intersección de Las Heras y Bernardo de Irigoyen, extendió la información de apertura de sus inscripciones para el próximo año. Consultada su directora, la docente Dolores Roth, ahondamos en detalles de la propuesta, así como en la actualidad y el cierre de un 2021 atípico.

En principio, la entrevistada invitó a quienes quieran conocer el Jardín desde el interior: “Las puertas están abiertas” aseguró, agregando que los lunes, martes y jueves, de 13 a 17 horas, pueden presentarse en el Jardín para hablar con ella en Dirección. Del mismo modo los días miércoles y viernes, de 8 a 12 horas: “Les daré las pautas de cómo vamos a proceder, con los protocolos correspondientes, con barbijo y manteniendo el distanciamiento social” aclaró, poniendo el foco en que, quienes estén interesados por ingresar a sus niños a ésta entidad, pueden acercarse a despejar sus dudas. 

Por otro lado, consultada sobre la actualidad del Jardín, Dolores Roth contó que, “durante el tiempo desde que comenzó la presencialidad, siempre se tuvo en cuenta el plan jurisdiccional enviado por la Provincia, en donde los niños ingresan al establecimiento y les toman la temperatura, aunque, por la edad que están transitando, no era tan obligatorio el uso de barbijo”. 

Las salas del Jardín Cumelén incluyen la participación de niños y niñas de dos, de tres, de cuatro y de cinco años: todos trabajaron manteniendo el distanciamiento y el trabajo en burbujas, aunque, contó Roth, “se está comenzando a trabajar de manera presencial con todo el grupo”.

Sobre ello, aseguró que están contentas de poder volver a encontrarse y, aunque sea de a poco, volver a retomar la invitación a participar a las familias que, recién ahora, se permiten como incorporación pedagógica: “En un momento las docentes mandaban en video las actividades a las familias, para que también estén interiorizadas” recordó la Directora del Jardín Cumelén que, ante la pregunta de cómo atravesaron el tiempo de virtualidad considerando, sobre todo, que son niños de la primera infancia, dijo: “Aquel marzo de 2020 tuvimos que readaptar nuestras prácticas docentes y repensarlas, llevar la virtualidad a los hogares. Fueron dos años muy difíciles, porque en el Jardín se trabajó mucho con videos y encuentros de Zoom, pero debían ser interactivos porque las edades son difíciles para que puedan estar frente a la pantalla”.

Contó que los principales ejes de educación en ese contexto pandémico proponían el retiro de juegos para llevar a los hogares o propuestas de arte en las que intervenían las familias.

Pese a todo ello, Roth aseguró que “la respuesta fue muy favorable y se conservaron la matrícula y los vínculos”, gracias a lo que hoy cuentan con casi 150 alumnos dentro del establecimiento. 

Desde su perspectiva docente y con la experiencia con la que la entrevistada cuenta, expresó que el reencuentro fue con muchas ganas y apuntando a que continúe la actividad con las mismas ganas con que se venía trabajando: “Fue muy movilizante y lo sigue siendo, porque nos reencontramos con los alumnos y ahora, desde otro lado, con las familias. Es volver a empezar” dijo, reconociendo que, “en tantos años de trayectoria, nunca había pasado por una situación así, ni lo hubiera pensado. Fue un desafío, porque debimos repensar las prácticas desde la virtualidad”.

Destacó la importancia de comprender que los alumnos se están reincorporando a un espacio social que, durante el tiempo de pandemia, les fue coartado: “Nuestro nivel es muy particular en todos éstos aspectos” describió Dolores Roth, explicando que “el distanciamiento tiene ciertos permisos, porque uno tiene que contener y no perder el vínculo”.

Considerando lo antedicho, la entrevistada aseguró que “los alumnos están contentos de volver a reencontrarse y de volver a hacer las actividades, de participar en todo ésto, siendo que ellos fueron los que estuvieron todo un año sin vincularse”.