12/01/2018CIUDAD

Reunión entre el Intendente Municipal y los trabajadores suspendidos de la empresa Dass.

Tensa. El dolor palpable de los “laburantes” que sienten que se quedan sin empleo, indefectiblemente. Y para los que no hay respuesta de ningún tipo, cuando lo que quieren es trabajar. Intendente Palacio: “esto que está sucediendo es una cuestión interna de la fábrica, que están reviendo puestos de trabajo y hasta ahí nosotros podemos meternos, porque recuerden que es una empresa particular. Lo que hasta ahora está haciendo entra dentro de la legalidad, como los retiros voluntarios. Es una reestructuración que está haciendo la fábrica y que seguramente vamos a seguir en contacto con los empresarios”. Opinión de un trabajador: “no tenemos nada concreto, nos vamos como nos fuimos el martes. Nosotros queremos trabajar”. “Acá lo único que está asegurado es que lo que están adentro van a quedar y los que estamos afuera quedamos en la calle. Es como nos dijeron desde un principio, no hay otra solución. Lo que ustedes nos están diciendo es que hay capacitación ¿para quién?, ¿para los que están adentro?”.

El día martes un grupo de trabajadores de la empresa Dass que están suspendidos en sus tareas llegaron hasta la Municipalidad para hacer conocer la situación a las autoridades y buscando conocer, a través de la gestión de las autoridades municipales, si cuando se termine la suspensión, el 9 de febrero inclusive, reiniciándose tareas el día 14, porque media el feriado de carnaval, van a tener o no trabajo.

Ese era el principal requerimiento de los trabajadores: ¿Qué va a pasar? ¿No vamos a tener más trabajo? ¿Estamos obligados a aceptar el retiro voluntario o resignarnos al despido? ¿Qué van a hacer las autoridades municipales frente a esto?

Los trabajadores están desesperados, quieren seguir trabajando, toda su vida lo han hecho y quieren seguir haciéndolo.

En la reunión del martes las autoridades municipales pidieron un lapso de tiempo para conversar con la empresa y para tomar contacto con las autoridades provinciales y nacionales frente a este panorama.

Pero las principales preguntas que hacían los trabajadores no tienen respuesta todavía.

En la mañana del jueves se volvieron a reunir con el Intendente Palacio, quien estaba acompañado del Secretario de Producción y Desarrollo, de los Concejales oficialistas y también del bloque del Movimiento para la Victoria.

En el encuentro, que se llevó a cabo en el Concejo Deliberante, también estaba la Diputada Provincial Marisol Merquel, Vicepresidente Segunda de la Cámara Baja de la Provincia de Buenos Aires.

Luego de que tanto el Jefe Comunal suarense como el Secretario de Producción enumeraran las gestiones realizadas, que incluyó un diálogo telefónico con el Presidente de la fábrica Dass, que en estos momentos está en Brasil, junto a diversos contactos ante organismos nacionales, Roberto Palacio dijo, en relación a las suspensiones y propuestas de retiros voluntario a los trabajadores, que “esto que está sucediendo es una cuestión interna de la fábrica, que están reviendo puestos de trabajo, y hasta ahí nosotros podemos meternos, porque recuerden que es una empresa particular. Lo que hasta ahora está haciendo entra dentro de la legalidad, como los retiros voluntarios. Es una reestructuración que está haciendo la fábrica y que seguramente vamos a seguir en contacto con esta persona, Joao Da Silva, con quien estamos en contacto telefónico”.

Agregó el Intendente que “también estamos haciendo gestiones en Desarrollo Humano para ver qué es lo que podemos hacer en cuanto a nuevos puestos de trabajo, que frente a esta situación los vamos a necesitar y mucho. Sepan que estamos haciendo estas gestiones tendientes a lograr una solución. Lo que a ustedes les llegó de un día para el otro también a nosotros nos sorprendió. No conocíamos esta nueva reasignación que están haciendo a nivel de la fábrica”.

Con estos dichos sobrevinieron inmediatamente los planteos de los trabajadores respecto de su situación. “Nos da la seguridad la empresa que no va a haber más suspensiones, que esto no se va a volver a dar. Esto sí nos manifestó la empresa”, dijo el Secretario Juan Ignacio Fidelle.

Los reclamos airados, de los trabajadores, fueron que “no va a haber más suspensiones porque a nosotros nos van a despedir”.  

“Entiendo adonde apuntan”, dijo el Jefe Comunal, “esa es una cuestión de la fábrica que nosotros no podemos decir cuánta gente va a estar presente en la capacitación y demás (capacitaciones que la empresa ha dicho que hará para reconvertir empleados en nuevos puestos de trabajo). Nosotros hicimos la pregunta, nos dijeron que no iba a haber más suspensiones, que la fábrica va a continuar y que va a haber un plan de capacitación a partir de enero o febrero. En la parte empresarial nosotros no podemos introducirnos. Les dejamos la inquietud de gente que quiere seguir trabajando, que pueda hacer intercambio a través de los retiros voluntarios con la gente que se quiere ir”.

Algunas de los planteos de los trabajadores son los que se detallan a continuación, que dan cuenta del dolor de quienes quieren trabajar y ven que se está cerrando su posibilidad de empleo.

“Desde que Dass entró dijo que se iba a quedar con 800-1000 empleados. Se va cumpliendo lo que dijeron. Nosotros no tenemos nuestro puesto de trabajo asegurado”.

“¿Qué va a hacer el Municipio para generar empleo con la plata de producción?”. “Estamos haciendo algunas gestiones para ver cómo solucionamos este tema. Acá no hay respuestas mágicas. Lo que a ustedes les pasó a nosotros también nos pasó y estamos gestionando al respecto”, dijo Roberto Palacio.

Interrogó un operario: “queremos saber si el 14 entramos a trabajar o no. Después lo que digan todos son todos versos. Necesitamos que nos confirmen, si a usted alguien de la fábrica le dijo que nosotros, el 14, entrábamos a trabajar. Eso es lo que queremos saber”. “Nos dijeron que estaban en una reestructuración, que se venía una capacitación y que la fábrica continuaba a partir de febrero”, dijo el Jefe Comunal.

“No tenemos nada concreto, nos vamos como nos fuimos el martes. Nosotros queremos trabajar”.

“Acá lo único que está asegurado es que lo que están adentro van a quedar y los que estamos afuera quedamos en la calle. Es como nos dijeron desde un principio, no hay otra solución. Lo que ustedes nos están diciendo que hay capacitación, ¿para quién?, ¿para los que están adentro? Lo de la suspensión ya nos dijeron a nosotros es que estábamos suspendidos y que era la última suspensión que había. Ya sabíamos eso, que no iba a ver más suspensiones. También nos dijeron que el puesto de trabajo nuestro no existe. Entonces, ¿de qué estamos hablando? Los que están asegurados son los que están adentro. No tenemos una solución para nosotros”. “Estamos trabajando para revertirlo”, respondió a este planteo el Lic. Juan Fidelle.

“Yo tengo una compañera que hace 8 meses que fue despedida, a la cual todos los días la tengo que llamar para que se levante de la cama. Tiene una nena. Todos los días la tengo que contener, puede cometer cualquier locura, por falta de trabajo. Este problema no viene de ahora, viene desde hace dos años”.

“¿Qué va a hacer el Municipio el 9 de febrero, cuando tenga 800 familias sin trabajo? ¿Va a generar empleo, qué va a hacer?”.”Hablan de capacitación a la gente, ¿qué les cuesta poner a una persona más al lado del módulo para ir nosotros capacitándonos, si bien la mayoría venimos de la parte de capellada y ahora se va a hacer cemento, pegamento, todo suela? ¿Qué les cuesta a ellos, en vez de tenernos suspendidos, incorporarnos para ir aprendiendo estos trabajos?”.

“Es lamentable, pero nos están mintiendo, tanto acá como allá. A mí me llamó el brasilero y me dijo que hay trabajo para la gente que está en nave 1 y para nadie más. Hicimos todo lo posible, pero no hay más trabajo. No van a seguir suspendidos cuando entren, pero no hay más trabajo. Pregunté ¿qué va a pasar si no arreglo (el retiro voluntario)? Está la posibilidad del despido, me respondió. ¿Qué van a esperar? ¿Qué el 30 o 31 nos echen? Ahí ya va a ser tarde”.

“Les pido a ustedes, la triste realidad para nosotros es que ya estamos afuera, ustedes soluciones mágicas no tienen, así que les pediría de corazón que se pongan a trabajar lo más rápido posible para generar fuentes de trabajo para nosotros y muchas personas más”.

Interrogantes de los trabajadores presentes, respuestas, evasivas y un clima de gran incertidumbre.